Una nube de ‘sangre’ para pedir el fin definitivo de la tauromaquia

Este domingo el movimiento antitaurino del Estado se juntaba en Madrid para pedir, una vez más, el fin de la tauromaquia. No solo se pide el final de las corridas de toros, si no también acabar con cualquier otra actividad taurina. “Incluimos en las reivindicaciones todos los festejos populares, porque sabemos que el sufrimiento animal es atroz aunque no haya sangre. La prohibición de dar muerte al Toro de la Vega fue un paso, pero incluso en los encierros, que pueden parecer más inocuos, hay maltrato. Estamos totalmente en contra del sufrimiento que les conlleva participar en este tipo de eventos: un esfuerzo físico para el que no están preparados, estrés en el evento y en su transporte, además de que muchas veces acaban muertos. Mucha gente piensa que es algo inocente, pero por ejemplo en Sanfermines los toros de los encierros acaban en la plaza y muertos”, explica Laura González, portavoz de la coalición de organizaciones Tauromaquia es Violencia que hacía la convocatoria.

Gustavo Petro y Alejandro Ordoñez

No creo que haya otra ocasión para defender a un alcalde, a un político, que tras la destitución de Gustavo Petro. Para quién no lo conozca a este lado del charco, se trata de un ex guerrillero, que fue candidato a la presidencia de Colombia y que finalmente gestionaba la alcaldía mayor de Bogotá desde 2011. Hasta hoy mismo. Su fin no se debe a una renuncia voluntaria ni a la voluntad del pueblo. Petro ha sido destituido e inhabilitado para cualquier cargo público durante 15 años.

gustavo petroDesde el procurador -el homólogo del fiscal en España- le acusan de promover el monopolio en la gestión de las basuras. A estas alturas y con el historial político que tenemos aquí, estaríamos pensando que lo que Petro ha hecho es darle la concesión de este servicio a un primo. Pero no, no en todo el mundo son iguales. Lo que ha hecho el alcalde de la capital es hacer prevalecer el interés general y de los más desfavorecidos – los conocidos como recicladores– por encima de los intereses empresariales privados. Y unos intereses muy concretos, entre otros el de los hijos de Álvaro Uribe.

Sigue leyendo “Gustavo Petro y Alejandro Ordoñez”