Entrevista a Tras los Muros, por el fin de la explotación animal

Uno de los trabajos gráficos que más me han impresionado, por el resultado y por el proceso. Solo alcanzo a imaginar una mínima parte de lo que debe suponer tomar estas instantáneas, en ese contexto y sin poder hacer nada por ellos en ese momento. Pero su sufrimiento o muerte deja de ser anónima e impune gracias a las imágenes del fotografo y activista que hay detrás del objetivo de Tras los Muros. 

Gracias por tu trabajo y por concederme la entrevista

Publicado en Publicoscopia

“Sólo hay un lugar peor que una granja y es esa granja inundada o en llamas. La tragedia dentro de la tragedia”

Cerdo superviviente en una granja cerca del Ebro / Tras los muros
Cerdo superviviente en una granja cerca del Ebro / Tras los muros

Como en casi todas las luchas, las imágenes tienen más impacto que cualquier palabra. En el caso de la lucha por los derechos de los animales este efecto aumenta. La frase célebre de Paul McCartney lo expresa a la perfección: “Si los mataderos tuvieran muros de cristal, todos seríamos vegetarianos”. Y de romper esos muros físicos y simbólicos es lo que trata Tras los muros, el proyecto de un fotógrafo que quiere mostrar la realidad que hay en cada pedazo de carne, pescado y otros derivados animales que se consumen a diario.

¿Cuándo comenzaste con el proyecto y cual fue tu principal motivación para ponerte con ello?

La primera semana de julio del año 2014 di a conocer ‘Tras los muros’ con un reportaje sobre la matanza de toros en Sanfermines, pero el proyecto empezó antes. Llevo involucrado en organizaciones y colectivos desde el año 2000 aproximadamente participando en diferentes actividades de boicot y protesta contra los lugares donde los animales son explotados así como también en investigaciones para sacar a la luz lo que esconden. Las experiencias vividas durante ese tiempo sumado al análisis del movimiento, tanto en sus aciertos como en sus carencias, han sido determinantes para esta nueva etapa.

Para poner fin a una injusticia el primer paso es hacerla visible y poder reconocerla, decirle a la gente “aquí hay alguien que está siendo sometido por la fuerza y que además no puede defenderse”. Una imagen, si acierta, tiene el poder no sólo de hacer visible esa injusticia sino también de motivar el cambio necesario para ponerle fin. La gran mayoría de personas que, en un momento de nuestras vidas dejamos de contribuir a la explotación animal o incluso nos involucramos en la defensa de los animales, tenemos en nuestra memoria una o varias imágenes que golpearon nuestra conciencia y propiciaron un cambio.

Las imágenes suelen estar presentes en las investigaciones del movimiento animalista y ecologista ¿Son fundamentales a la hora de denunciar?

Diferentes grupos a lo largo de toda la geografía internacional llevan a cabo eficaces investigaciones en los lugares donde se explota, agrede y abusa de los animales haciendo visibles todos los procesos que la industria nos oculta. Por la propia naturaleza de las investigaciones, de su envergadura y de sus objetivos las imágenes no suelen ser tratadas en general de forma artística o estética pues el ritmo y la dimensión que suelen abarcar no lo permite y proyectos como éste complementan el trabajo que se realiza desde estos colectivos.

En las primeras investigaciones que realicé en el pasado la gente ni siquiera sabía utilizar una cámara y fue necesario formar a los activistas que iban a participar en cuestiones audiovisuales. En muchas de ellas participan decenas de personas que ponen su libertad en riesgo y su tiempo. No puedes pedir que además sean fotógrafas o cámaras.

¿Te defines más como fotógrafo o como animalista?

Tras los muros
Tras los muros

No soy fotorreportero sino una persona involucrada en el movimiento de liberación animal con una cámara fotográfica. Siempre me ha atraído la fotografía, de hecho comencé a estudiarla hace ya 19 años pero acabé involucrado en la defensa de los animales en proyectos de participación colectiva y prácticamente todo mi tiempo ha estado determinado por las decisiones de las diferentes asambleas de las que he formado parte. Durante años hemos ido a contrarreloj teniendo que realizar tareas y participar en actividades de todo tipo, sin un espacio para dedicarnos a otras cosas y sin conocer el tiempo libre.

¿En qué lugares/infiernos has estado?

En estos 9 meses he viajado por México y el Estado Español recorriendo numerosos centros de explotación animal como circos, mataderos, zoológicos, acuarios, mercados de carne y de venta de animales vivos, exposiciones ganaderas y diferentes fiestas populares donde se agrede y mata a los animales, como las charreadas, corridas de toros o la matanza de Tordesillas.

Parece que el sufrimiento animal es ajeno en muchos países, ¿Cuál ha sido tu peor experiencia?

Pensar en la peor es difícil porque no han sido pocas, pero quizás la experiencia que más me ha impactado ha sido la vivida hace un par de semanas en la ribera del Ebro.Tras su desbordamiento cientos de granjas quedaron aisladas y hundidas y más de diez mil animales murieron ahogados. En las granjas a las que pude acceder me encontré a animales colgados de las alturas en posiciones de haber intentado escapar y a cerdos supervivientes entre montañas de cadáveres que llevaban cinco días sin comida, agua potable o calor, en graves estados de salud y de hipotermia.

IMG_9671
Tras los muros

Uno de los encargados de la retirada de cadáveres me explicaba que golpearon hasta 50 veces a un cerdo superviviente y como no lograban acabar con su vida le rajaron la garganta y lo tiraron vivo a un contenedor. Esto es ilegal y lo grabé pese a que me dijeron “no grabes esto”. Antes del fin de semana los medios hablaban de animales muertos en una serie de granjas determinadas sin que ningún periodista hubiera accedido a ellas. Yo logré entrar en algunas y comprobé que eso era falso, aún había decenas de animales luchando por su vida allí adentro.

Sólo hay un lugar peor que una granja y es esa granja inundada o en llamas. La tragedia dentro de la tragedia. Cada vez que pienso en todos esos animales que vi esparcidos por el suelo y colgados por todas partes se me rompe el alma. Lucharon por vivir sin saber que, aun sobreviviendo, iban a ser ejecutados en un matadero. Y mientras los granjeros sólo veían en ellos ‘pérdidas económicas’ sus gritos se ahogaban en las granjas donde les dejaron encerrados y nadie, salvo un puñado de activistas, hizo algo por ellos.

¿Cómo desarrollas tu trabajo al estar allí? ¿Cómo logras entrar y grabar?

Me busco la vida como puedo y aprovecho cualquier oportunidad y contacto para poder acceder a estos lugares. Gran parte de la industria es totalmente hermética pero siempre hay fisuras, y mi trabajo es dar con ellas.

Funciono con el engaño pero no es algo que sea fácil. No me gusta utilizar a la gente mediante la mentira y menos aún a quien me recibe con hospitalidad -que a veces ocurre- y me ofrece su casa, su tiempo o me presenta a su familia. En ocasiones se emocionan explicándome su vida y su trabajo -dado que yo debo mostrar un interés en él- sin saber que pronto eso será expuesto de tal forma que perjudicará sus intereses.

Pero por encima de todo está el principio de justicia. Explotar y someter a los animales a una vida de abuso, de violencia y de esclavitud es intolerable. Aunque mi trabajo esté encaminado a la concienciación no sentiría ninguna pena si sus negocios se cierran por alguna de mis fotos, más bien al contrario.

En muchas ocasiones me imagino que lo peor es la normalización de la violencia hacia los animales por parte de los humanos. Incluso la exposición de los menores hacia estas prácticas, como la tauromaquia, la matanza del cerdo, etc.

IMG_4445
Tras los muros

Efectivamente. La historia nos enseña que los sistemas de opresión de mayor envergadura y más duraderos -y por lo tanto peores- son posibles porque existe una participación “ciega” en ellos de una gran parte de la sociedad. Cuando se plantean cuestiones éticas fundamentales, y ésta lo es, tendemos a darle demasiada importancia a la bondad o maldad de la gente. No digo que no la tenga pero considero que no es la vara con la que debemos medir los problemas de índole ética. No es la bondad o la maldad de la gente la que ha conseguido acabar con situaciones de opresión, sino el principio de justicia. Es este principio el que nos hace levantarnos, el que nos empuja a no participar en algo que consideramos que es intolerable y el que nos lleva a actuar por encima de nuestras capacidades.

El mundo está lleno de gente buena -y yo la he conocido en todo tipo situaciones donde se abusa de los animales-, pero está prácticamente vacío de gente dispuesta a cambiarlo.

Para mucha gente el término ‘especismo’ puede ser poco conocido. ¿Podrías comentarnos en qué se trata?

El especismo es la discriminación de quienes no son miembros de una especie determinada. Cuando consideramos que todos los seres humanos merecemos asumimos implícitamente una serie de intereses que deben ser respetados. El interés a no ser dañados y el interés a seguir con vida, por ejemplo. Estos intereses son compartidos con el resto de animales. Ellos, al igual que nosotros/as, su vida es lo único que tienen y por eso evitan cualquier situación dañina o que la ponga en riesgo.

Consideramos que agredir, privar de libertad o forzar a alguien a realizar acciones que no quiere hacer (sin una justificación) es una falta de respeto y debemos impedir que ocurra, sin embargo cuando se trata de animales no humanos no parece que actuemos igual. ¿Por qué motivo? Porque somos especistas, consideramos que los miembros de quienes no pertenecen a nuestra especie no merecen respeto. Y esto, al igual que el sexismo, el racismo u otros sistemas de discriminación supone una grave injusticia contra la que debemos luchar y a la que debemos ponerle fin.

¿De qué manera podemos evitar escenas de tortura y muerte cómo las que muestras en tu trabajo? ¿Qué es el veganismo?

El veganismo es el rechazo al consumo de productos y/o actividades para los que haya sido necesario la explotación de algún animal. Sin embargo, para evitar escenas como las que documento, el veganismo se muestra insuficiente pues para acabar con una situación de injusticia no basta con no participar en ella sino también hay que conseguir que otros dejen de hacerlo. Es necesario que defendamos a los animales y que usemos todo lo que esté en nuestras manos: tiempo, economía, posición social, habilidades, etc, para propiciar un cambio en la sociedad que ponga fin a tanta injusticia.

Con tu experiencia, ¿podemos enviar un mensaje de optimismo?

Más allá de mi experiencia o de mis deseos están las cifras y son muy claras al respecto. Según las predicciones de la FAO vamos a consumir más carne per capita y vamos a seguir creciendo en número de forma descontrolada. Es difícil ser optimista sabiendo que en un futuro no muy lejano más seres humanos poblarán el planeta y consumirán más carne por cabeza.

De todos modos y al margen de estas valoraciones sí considero que hay algo sobre lo que uno debe pensar. Que el mundo vaya a peor o que no vaya a cambiar nunca en su totalidad no puede ser utilizado como excusa para no hacer nada. Cualquier acción que llevemos a cabo tiene unas consecuencias para los demás, positivas o negativas, pero siempre las tiene. Si luchamos es posible que no cambiemos el mundo pero habremos cambiado o mejorado la situación de otros que no tuvieron el privilegio de haber nacido humanos.

Un animal liberado, un animal rescatado o un animal que evitamos que nazca para ser esclavo siendo veganos/as, es algo por lo que merece la pena luchar. Además de ser nuestra responsabilidad. Supongo que sí, que ante tanta tragedia y el futuro que auguran las cifras si sigo luchando es porque mantengo cierto optimismo.

Autor: lauralruiz

Periodista. Busco los matices que nunca aparecen en los medios convencionales y que, en la mayoría de los casos, son las verdaderas noticias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s