Algo más que tensiones en el PP

Todos sabemos lo que aconteció ayer y esta semana entorno al Partido Popular. O puede que no, que se nos escape algo, porque con tantos frentes abiertos sería complicado recopilar todo. Está la defensa de la presidenta del PP en Madrid a un criminal juzgado por la muerte de dos personas en Cuba pero que en tiempo récord ha obtenido el tercer grado (que además vuelve a su puesto en la junta municipal de mi barrio, Moratalaz, como si nada); la ‘coincidencia’ del indulto a un kamikaze al volante que mató a una persona cuya defensa era llevada por el despacho de abogados en el trabaja el hijo del Ministro de Justicia; el ático de Ignacio González en Marbella y las últimas filtraciones sobre el espionaje del sustituto de Aguirre; la coincidencia del nuevo trabajo de Güemes con la privatización que hizo cuando era responsable de Sanidad en la Comunidad de Madrid; la doble cara del PP ante la resolución de suspensión del euro por receta en Cataluña y el silencio en Madrid; el revés judicial al cierre de urgencias decretado por Cospedal; y lo de Bárcenas, claro.

¿Dónde está Rajoy?
¿Dónde está Rajoy?

¿Por dónde empezar? Con las palabras de Alonso diciendo ayer que Bárcenas no había podido acogerse a la amnistía fiscal por estar siendo investigado (dos horas después se supo que el extesorero publicado había blanqueado 10 millones gracias a la medida); con todo el partido diciendo que Bárcenas ya no tiene nada que ver con el partido pero sabiendo que mantiene coche oficial, despacho y secretaria en Génova; con varias lideresas del PP dando lecciones de moralidad a CiU ante la corrupción hace dos meses pero sin aplicarse el cuento ahora. Difícil decisión.

Pero lo que más me llama la atención a demás de las ilegalidades, el cinismo y la hipocresía, es la guerra interna que no se molestan en tapar. Recuerdo cómo se mofaban y jaleaban al PSOE en pleno conflicto de liderazgo entre Rubalcaba y Chacón. Aquí se premió el golpe sobre la mesa ante unas democráticas primarias, creyendo que era lo mejor para la agrupación socialista. Y los del PP aprovecharon para decir que el partido principal de la oposición se dividía. Entonces, ¿Cómo llamarán a los suyo? Silencio de la cúpula ante la afirmación de El Mundo de que el PP usó dinero negro durante 20 años; el exconcejal popular que destapó la Gürtel asegurando que la dirección del partido sabía todo; Mayor Oreja insinuando que el dinero descubierto en Suiza es del PP y no de Barcenas.

Botella y Aguirre
Botella y Aguirre

Y más allá de esto, ya sabemos que a perro flaco todos son pulgas. Supongo que por eso Ana Botella ha decidido empezar una batalla contra las Nuevas Generaciones del PP diciendo que deberían desaparecer. Cortina de humo o no, parece que los dirigentes populares tienen una crisis de unión mucho más grave que la de los socialistas o ningún otro partido, aunque sabiendo cómo hablan ahora de Bárcenas no creo que ninguno se atreva a romper su carnet de afiliado. Eso sí, hoy en la reunión Intermunicipal de alcaldes del PP ni mu.

¿Y qué proponen los que no disponen de ese carnet contra tanta desvergüenza? Pues hacer mucho más ruido fuera de Génova 13 que el que ya hay dentro, convocando manifestaciones en todas las sedes del PP hoy a las 19 horas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s